“Glenfiddich a la carta” celebra la vanguardia gastronómica en la CDMX

Glenfiddich, el Single Malt whisky más premiado del mundo, cuenta las historias de gastronomía que se desarrollan en la ciudad de México, de la mano de los chefs más destacados del momento, para platicar al calor de la cocina, de los sabores que cautivan los sentidos.

Glenfiddich a la carta es una experiencia inmersiva más allá de un maridaje. “Queremos contrastar y complementar los platillos de los chefs con un highball creativo, que resalte las notas de nuestro clásico 12 años Our Original Twelve”, comenta Christiano Protti, embajador de Glenfiddich para México y  Latinoamérica.

En la primer sesión Glenfiddich a la carta, la Whisky Specialist, Yesica Flores, junto con Chistiano Protti recorrieron Madre Café, un hermoso restaurante dentro de una casa porfiriana con amplios jardines, ubicado en el 131 de la calle Orizaba, en colonia Roma. Acompañados del chef Víctor Zárate; quien dirige la cocina, platicaron sobre la propuesta gastronómica consciente con el medio ambiente, así como de los productos orgánicos e insumos de primer nivel que se ofrecen en el lugar.

TE RECOMENDAMOS: Museo Franz Mayer, sede de la octava edición del Abierto Mexicano de Diseño
Maleta de Viajes, Baúl Gastronómico, viajes, turismo, aventura, Madre Café, Glenfiddich

Foto: Glenfiddich

A la mesa, el Chef Zárate presentó a los invitados un platillo sencillo y sofisticado, una burrata fresca y especiada, sobre una cama de láminas de salmón curado. Para maridar esta delicia, la Whisky Specialist diseñó el siguiente coctel Highball:

Pink Lilliput
  • 45 cl Glenfiddich Our Original Twelve
  • Una pizca de sal de mar
  • Un dash de vinagre de arroz
  • 70 cl agua de coco
  • Top agua mineral
  • Hielo
  • Lengüeta de betabel
  • Una hoja fresca de betabel
Maleta de Viajes, Baúl Gastronómico, viajes, turismo, aventura, Madre Café, Glenfiddich

Foto: Glenfiddich

La preparación

En un vaso highball verter Glenfiddich Our Original Twelve y un top de agua mineral. En un shaker con hielo se tritura la lengüeta de betabel, se agregan la sal de mar y el agua de coco, se agita hasta tener una mezcla uniforme y fría, se cuela y se coloca en el highball. Posteriormente se adorna con la hoja fresca.

“El salmón y la burrata bañada en romero combinan texturas interesantes, rodeadas de un ligero cítrico que acompaña al plato; complementadas a la perfección con las notas a la nariz que ofrece Glenfiddich, en las que destacan la pera fresca y sutil roble, las cuales resultan refrescantemente ricas y complejas” comentó Yesica Flores.

Our Original Twelve es un whisky que se madura en barricas de roble, jerez oloroso y americano bourbon durante al menos 12 años, que da por resultado un equilibrio esplendoroso.

Selina Isla Mujeres abre sus puertas con todas las medidas de seguridad